Increíbles beneficios de la sal de Epsom para la salud

La sal de Epsom se puede considerar fácilmente como el gato de todos los rasgos. Esta sal de color blanco tiene varias aplicaciones, desde el uso doméstico y el uso en jardinería hasta el cuidado de la belleza y la salud. Mientras que la sal normal solo agrega el sabor y suministra yodo al cuerpo, la sal de Epsom puede ofrecer un montón de beneficios para la salud. Sin embargo, la sal de Epsom no es adecuada para el consumo regular en la dieta; es mejor usarlo como baño con agua o como compresa caliente. A veces se sugiere tomar sal de Epsom internamente en dosis restringidas con el propósito de la desintoxicación del colon.

Esta sal es en realidad un compuesto de magnesio y sulfato, y los estudios han demostrado que estos dos minerales se pueden absorber fácilmente a través de la piel. El magnesio es un mineral vital para el cuerpo y juega un papel importante en la activación de las diferentes enzimas en el cuerpo. Los sulfatos ofrecen propiedades antibacterianas y antimicrobianas y también ayudan a expulsar las toxinas del cuerpo. Por lo tanto, el baño de sal de Epsom puede ser realmente bueno para disfrutar de una mejor salud. Estos son los mejores beneficios para la salud de esta sal,

Ayuda a aliviar el estrés

El estrés es un problema grave en nuestra vida ocupada y funciona como un asesino silencioso. El estrés drena el cuerpo de Magnesio y promueve la secreción de más adrenalina. El magnesio presente en la sal disuelta de Epsom puede ser absorbido fácilmente por la piel y ayuda a reabastecer el conjunto de magnesio del cuerpo. El magnesio también está relacionado con la producción de serotonina, que puede elevar el estado de ánimo y ayudar a relajar los nervios y el cerebro. El magnesio puede incluso ser útil para una mejor energía. Tomar un baño con sal de Epsom disuelto en agua tres veces por semana puede ser efectivo para mantener una mejor salud psicológica y también para calmar los nervios.

Promueve una mejor salud cardíaca

Los minerales de la sal de Epsom pueden ser útiles para prevenir afecciones cardíacas, ya que ayudan a la correcta circulación de la sangre en el cuerpo y también promueven una mejor elasticidad de las arterias. Con el envejecimiento, se pierde la elasticidad natural de las arterias, que a menudo funciona como la razón principal para aumentar la presión arterial con la edad. La sal de Epsom puede ser efectiva para mantener las arterias más flexibles, ayudando a mantener la presión arterial bajo control. Esta sal incluso previene la formación de coágulos de sangre en las arterias que pueden reducir efectivamente el riesgo de ataques cardíacos y accidentes cerebrovasculares.

Ayuda a mantener el nivel de azúcar en la sangre

Los estudios han demostrado que un equilibrio adecuado de magnesio y sulfato puede ayudar a aumentar la sensibilidad a la insulina en el cuerpo. Como la sal de Epsom suministra estos dos minerales al cuerpo, por lo tanto, naturalmente puede ser efectivo para mantener los niveles de azúcar en la sangre. También puede reducir la gravedad de la diabetes y limita la fluctuación de los niveles de azúcar en la sangre. La fluctuación del nivel de azúcar en la sangre se considera mortal y la sal de Epsom podría ser efectiva para reducir ese riesgo.

Desintoxica el cuerpo

La sal de Epsom tiene la capacidad de desintoxicar el cuerpo cuando se toma internamente. Sin embargo, antes de tomar esta sal internamente, es importante que tenga cuidado con la dosis y no es algo que deba consumir regularmente. La acción desintoxicante de la sal de Epsom también lo ha convertido en un ingrediente preferido para spas corporales y baños desintoxicantes.

Ayuda a aliviar el estreñimiento

La sal de Epsom es conocida por su acción laxante suave y puede ser un ingrediente eficaz para limpiar el colon y aliviar el estreñimiento. Sin embargo, antes de tomar esta sal internamente para tratar el estreñimiento, asegúrese de hablar con su médico. El consumo de sal de Epsom sin la sugerencia de un médico no es seguro.

Alivia el dolor muscular y los calambres

Otro beneficio para la salud que hace que la sal de Epsom sea la opción preferida de los atletas es su capacidad para aliviar los dolores musculares y los calambres rápidamente. Los calambres y dolores musculares a menudo son causados ​​por la deficiencia de electrolitos y una compresa caliente con agua caliente disuelta de Epsom Salt puede ser muy rápida para aliviar los calambres y el dolor. También puede reducir de manera efectiva los esguinces musculares.

Ayuda a calmar la inflamación y los moretones

La sal de Epsom también es efectiva para calmar pequeños cortes y hematomas. No solo ayuda a desinfectar la herida sino que también ayuda a reducir la inflamación causada por la herida.

Trata infecciones fúngicas

La sal de Epsom tiene propiedades antifúngicas naturales, lo que la hace ideal para curar cualquier tipo de infección por hongos en la piel o en las uñas.Una de las aplicaciones más comunes de la sal de Epsom es el tratamiento del hongo en uñas de los pies. La sal no solo reduce el dolor causado por la infección por hongos, sino que también ayuda a matar el hongo, promoviendo la curación completa. Comprimir el área infectada repetidamente con una solución saturada de sal de Epsom puede ser más efectiva.

Ayuda a tratar los forúnculos

La sal de Epsom también puede ser muy efectiva en el tratamiento de forúnculos en la piel. No solo ayuda a reducir la hinchazón y elimina el dolor, sino que también promueve el secado rápido de la ebullición. Para usar la sal de Epsom en forúnculos, debes preparar una solución saturada de sal de Epsom mezclando más y más sal en agua hirviendo hasta el punto en que deje de disolverse en el agua. Use esta solución saturada para comprimir el área alrededor de la ebullición y obtendrá un alivio rápido.

Sal de Epsom en la piel y el cuidado del cabello

La sal de Epsom también se puede usar para el cuidado de la piel y el cabello. En la piel, lo mejor es usar un limpiador exfoliante cum. Esta sal también puede ser útil para eliminar las cabezas negras de tu cara. Cuando se usa en el cuidado del cabello, la sal de Epsom puede limpiar eficazmente el cuero cabelludo y los pelos de cualquier residuo y también puede curar las infecciones por hongos en el cuero cabelludo.